El cazo de Lorenzo

Escritor/a: Isabelle Carriereelcazodelorenzo3

Ilustrador/a: Isabelle Carriere
Traductor/a: Élodie Bourgeois
Editorial: Editorial Juventud
Barcelona
Año de edición: 2010
Número de páginas: 40
ISBN: 978-84-261-3781-4

 

Análisis

Resumen. Lorenzo arrastra un cazo detrás de él desde que un día se le cayó encima. Los demás solo se fijan en el cazo que lleva Lorenzo porque hace ruido y a veces es molesto. No será hasta la llegada de alguien que le enseñe a ver aquel cazo de otra manera cuando comience a vivir sin miedo y sin dar importancia a ese ruidoso objeto, lo que hace que los demás tampoco le den importancia y se den cuenta de que Lorenzo es un niño, con sus peculiaridades, pero un niño.

Interés.  Bajo la historia subyace el autismo que aísla a muchos niños, pero más allá trata cazodelorenzosobre la autoestima y la importancia de reconocer las diferencias para no verlas como una carga: si bien al principio Lorenzo arrastra el cazo, a medida que avanza la historia lo va integrando en su vida y le va dando usos en sus tareas  diarias. La llegada de una persona “extraordinaria” que también tiene un cazo cambia la visión de Lorenzo, ya que le enseña cómo ha integrado el cazo en su vida, hasta el punto de que apenas lo ven los demás.

Aspectos iconográficos o visuales. Las ilustraciones se disponen siempre de la misma manera: dos o una por página, sobre fondo blanco, y con leves pinceladas de rojo (como el cazo de Lorenzo) y de verde (como el cazo de la persona “extraordinaria”), y se reserva la doble página para los momentos clave de la historia.

El estilo de la ilustración es sencillo y sin mucho artificio, complementando la ternura de la historia.

cazodelorenzo2

Aspectos textuales: lenguaje y estilo. La historia que se narra sigue el ritmo y el estilo de las ilustraciones: brevedad, sencillez y concisión, con frases cortas y directas para evitar que el mensaje se diluya en las formas.

Aspecto material. 25,5 x 18,5 cm. Encuadernado en tapa dura.

Adecuación a la edad. Se recomienda de 9 a 11 años. Por la sencillez se puede ampliar a más pequeños y el mensaje hace que también sea idóneo para más mayores.

Conclusión 

Es una metáfora que nos plantea la idea de aceptar y ayudar al diferente pero también la de descubrir y aceptar nuestras propias limitaciones: Todos tenemos un “cazo” que en vez de ser un impedimento, lo podemos llevar encima sacando lo mejor de nosotros mismos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s